16 de junio de 2010

Promover la homosexualidad

Mc Donalds ha lanzado en Francia este anuncio en el que se valora positivamente la homosexualidad. Un joven está hablando muy acaramelado por teléfono con su amor, que resulta ser otro chico, hasta que llega el padre, homófobo, y el joven se ve obligado a disimular. El mensaje es que, seas como seas, puedes venir a Mc Donalds.



Sé que lo que voy a decir no es políticamente correcto y que muchos me van a criticar por ello. Pero ya está bien de querernos hacer creer que lo anti-natural es lo normal. No soy partidario de discriminar a nadie, ni de estigmatizar una tendencia sexual, aunque sea contraria a la naturaleza. Creo que hay que acoger con respeto a todas las personas, porque todas tienen la misma dignidad. Pero las cosas deben llamarse por su nombre. La homosexualidad NO ES BUENA. Es una anomalía, algo que va en contra de la manera en que la naturaleza se expresa. Al igual que con cualquier patología, no es algo de lo que alegrarse. Por eso, a los homosexuales se los debe reconocer, aceptar y acoger. También tratar, cuando aún se está a tiempo, para, en la medida de lo posible, corregir una desviación contraria a la norma natural (quiero decir, de la Naturaleza).

La homosexualidad dejó de ser considerada un trastorno en 1973 por la Asociación Norteamericana de Psiquiatría, aunque la Organización Mundial de la Salud la mantuvo en su catálogo de enfermedades hasta 1990. Es verdad que no se puede afirmar que exista una relación causa - efecto entre conducta homosexual y alteración psiquiátrica. A pesar de que no sea extraño encontrar patologías psiquiátricas entre los homosexuales. Pero ello no significa que se deba fomentar la homosexualidad entre los jóvenes. Aunque se haya escogido voluntariamente, lo que hacen en realidad los individuos que se declaran homosexuales no es más que asumir su orientación sexual específica. Si realmente se pudiera escoger, nadie optaría por una tendencia sexual que le deja incompleto. Para muchos psiquiatras, la homosexualidad no es una condición óptima, ni se puede presentar como el ideal en materia sexual. Porque consideran en buena lógica que, comparada con la heterosexualidad, la homosexualidad resulta inacabada.

Según afirman muchos expertos, la orientación sexual se establece en edades muy tempranas. La homosexualidad, pues, sería fruto de la combinación de factores genéticos, biológicos, psíquicos y sociales, que conducirían al individuo a un desarrollo afectivo-sexual incompleto. Quien lo sufre, vive en un trauma complicado de resolver. Es decir, que en el proceso de desarrollo armónico de la persona, quien no llega a completar su herterosexualidad es por alguna deficiencia que impide su acceso a la alteridad sexual. Por eso resulta tan negativo el ambiente actual que trata de presentar la homosexualidad como una opción más, igual de válida que otra, y que cualquiera podría escoger si ese es su deseo. La homosexualidad no es una variante sexual más. Y los educadores tienen un papel fundamental en dirigir las conciencias de los jóvenes hacia un correcto desarrollo sexual de su persona.

Promover la homosexualidad como una opción sexual más, igual de válida que cualquier otra, puede que sea lo políticamente correcto, pero tiene consecuencias desastrosas para la persona.

En conclusión, cuando hablamos de una desviación sexual, lo correcto es tratar de corregirla. De ninguna manera fomentarla. Por eso el anuncio de Mc Donalds, igual que muchas campañas y series de televisión donde se presenta la homosexualidad como una opción sexual neutra, en igualdad de condiciones con la heterosexualidad, es tremendamente anti-educativo y debería retirarse, por el bien de la salud pública.

Por cierto, en Cataluña, el departamento de Salud de la Generalitat ha abierto un expediente informativo a la Policlínica Tibidabo para esclarecer si en ella se trata la homosexualidad como una enfermedad, con fármacos y psicoterapia. Al parecer, el tratamiento que reciben los homosexuales que acuden a la Policlínica Tibidabo consiste en fármacos y psicoterapia, que tienen como objetivo disminuir el deseo sexual hacia personas del mismo sexo. ¡Anatema! Si se realizan estos tratamientos, será porque hay homosexuales que los demandan, porque quieren volver a tener tendencias heterosexuales... Pues no puede ser. Seguro que no habría objeciones si de lo que se tratara fuera de una operación de cambio de sexo. Dinero no habrá, pero para tontadas... (Gomaespuma dixit). Sospecho cierta animadversión hacia una clínica que en su página web ofertan cursos de planificación familiar natural.

Para compensar el video anterior, aquí les dejo este otro.



Espero sus dardos.
Share

12 comentarios:

Anónimo dijo...

Conozco a varios homosexuales y no diría que son personas incompletas o que al asumir su característica hayan sufrido consecuencias desastrosas. Yo lo veo como ser diestro o zurdo. Una de las tendencias tiene un peso estadístico mayor que la otra pero las dos son naturales y sanas. Cuando hablas de "muchos expertos", sería más preciso que dijeses "un grupo de expertos muy minoritario", para dar una idea del tamaño de ese grupo comparado con el total. Por lo que tengo entendido, promover la idea de que únicamente la heterosexualidad es buena lleva a que los homosexuales tengan problemas de autoaceptación, llegando a la depresión, suicidio etc.

Javier Vicens y Hualde dijo...

Del "Ven como seas" de Mc Donalds solamente me pregunto si admitirán a una chica que vaya con burka una vez que el burka haya sido prohibido. Si hubieran hecho el vídeo mostrando un embrión humano y dijeran "Ven como seas,te aceptamos y te queremos así", entonces pensaría que los de Mc Donalds son profetas. Y si hubieran sacado a un leproso, o a un pobre que no tiene cómo pagar una hamburguesa y le dijeran "No importa, ven como seas" pensaría que la Madre Teresa de Calcuta ha tocado el corazón de los accionistas de Mc Donalds. Pero lo que dicen es: "Si pagas tu hamburguesa -o si la paga tu padre-qué me importa a mí lo que hagas con tu vida".
Ellos lo dicen mejor, claro, le ponen musiquita celestial y cara de angelito al niño que se rie de su padre, ese tonto que le paga las hamburguesas de Mc Donalds al nene y no se entera de nada.
Ellos quieren pasar por misioneros de una nueva moral pero siguen siendo lo que han sido siempre: vendedores de hamburguesas. Solo que ahora -será por la crisis- han decidido venderle sus almas al diablo por el precio e una hamburguesa.
Aunque, claro, si lleva pepinillo y Ketchup...
Quisera decir cosas sobre el otro vídeo y sobre su entradita pero no quiero abusar de su amabilidad.
¿Puedo mandarle a usted un abrazo?

Agustín Losada dijo...

Don Anónimo:
Perdone que discrepe con usted. La homosexualidad no es una tendencia natural y sana. El hombre está hecho, naturalmente, para la alteridad sexual. Esa disfunción es la que crea problemas al homosexual, a los que se unen la incomprensión social.
Estoy de acuerdo con usted en que no se debe criminalizar la homosexualidad. Lo que hay que hacer es no foementarla y tratar de corregir las tendencias, en edades tempranas, para lograr que el joven alcance una personalidad armónica.

Lo que defiendo es que no nos engañen más: Con el homosexual, toda la comprensión y ninguna discriminación. Pero no me hagan creer que es igual de sano y natural ser homosexual que heterosexual. Eso, sencillamente, no es cierto.

Agustín Losada dijo...

Don Javier:
Está usted genial, como siempre. Y da en el centro de la diana: Hoy en día, defender que la homosexualidad es comparable a la heterosexualidad (si no mejor), además de quedar bien, es un gran negocio. Y algunos lo quieren aprovechar a costa de lo que sea.

Anónimo dijo...

Creo que la ciencia médica no acepta su teorema de que el hombre esté hecho. El homosexual no tiene más problemas que los que tendría un heterosexual en una sociedad que considerase su tendencia una enfermedad/tara/pecado/delito. Yo, si pudiera elegir, sería bisexual. Así se multiplicaría mis posibilidades de encontrar mi media naranja.

Anónimo dijo...

Lo que me extraña es que sea McDonalds... Siempre he visto a McDonalds y Burguer King del mismo estilo que Coca-Cola y Pepsi (Coca Cola se identifica en su publicidad con lo tranquilo y familiar y Pepsi con lo agresivo y moderno)...

En fin... Evidentemente las parejas heterosexuales que quieren tener hijos y no pueden sufren. Todos sabemos lo duros que son todos los pasos que dan hasta que, con suerte, al final pueden adoptar. ¿Por qué negar que una pareja que por su naturaleza NO PODRÁ NUNCA tener hijos, va a tener problemas? Y ese es sólo el problema más evidente...

Hay muchos otros problemas de identidad, ya que cuando uno se pregunta ¿quién soy y por qué soy así? y se da cuenta de que está utilizando su fisiología de una manera para la que no fue concebida, se pregunta si es que hay algún error en ella... Sí, puede tener ayuda social y psicológica y llegar a pensar que no es malo, pero eso no quita que no tenga que pasar por esa incertidumbre todo homosexual que se pare a reflexionar sobre su condición.

En mi adolescencia tuve parejas de ambos sexos y ¡qué quieres que te diga! No por el rechazo (entonces era algo de moda en mi entorno, la verdad) sino por todas las demás cosas que conlleva, era un entorno superficial porque en el momento en el que te parabas a profundizar, te encontrabas perdido y triste.

Un abrazo

Anónimo dijo...

Utilizar la fisiología "de una manera para la que no fue concebida" no es algo de homosexuales. Muchos heterosexuales practican sexo anal, por ejemplo, y muchos homosexuales no lo practican, ni la mayoría de las lesbianas. No tengo los datos exactos. Un beso entre dos hombres es tan "fisiológico" como entre un hombre y una mujer. Que le dé un beso en la oreja a mi novia no es fisiológico y no me plantea ningún problema de identidad.

Agustín Losada dijo...

A todos los Anónimos que se esconden en el anonimato para no ser responsables de sus opiniones:
La maravilla de la realidad humana es que es complementaria en la sexualidad hombre-mujer. Somos seres hechos para el otro. Compeltos, y a la vez complementarios. La fisiología y la psicología humana están hechas con este objetivo. La homosexualidad o la bisexualidad no dejan de ser desviaciones de la norma (=lo normal). Aceptamos y respetamos a las personas, con independencia de cómo sean. Lo que no defiendo es fomentar el defecto. Si se puede, es mejor corregirlo. Y si no, aceptarlo y acogerlo. Pero nunca fomentarlo.

Por cierto, no hablo (todavía) de depravaciones sexuales. No hace falta ser homosexual para ser un salido. Todos conocemos a personas heterosexuales (suelen ser más hombres que mujeres, aunque hay de todo) que solo piensan en el sexo, para quien su dios es sus vergüenzas.

maria dijo...

Agustín : te mando esto que salió hoy en las noticias

PARÍS.- El Consejo Constitucional francés consideró hoy que la prohibición del matrimonio homosexual tal y como lo recoge el Código Civil es conforme a la Carta Magna.

El máximo órgano constitucional francés consideró que no existe una discriminación en la ley que establece que el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer.

El Consejo señaló además que debe ser el Parlamento quien modifique la norma si considera necesario legalizar ese tipo de uniones, sin que la actual, que prohíbe los matrimonios homosexuales, sea contraria a la Constitución.

La instancia consideró que la ley actual no priva a los homosexuales del derecho constitucional a tener una vida familiar normal, puesto que tienen la opción de vivir "en concubinato" o constituir una pareja de hecho.

"Ese derecho no implica que las parejas del mismo sexo puedan casarse", estableció en su sentencia el Constitucional.

Agregó que los artículos del Código Civil que precisan que el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer no constituyen una ruptura del principio de igualdad, ya que el legislador es libre de establecer una diferencia entre parejas homosexuales y heterosexuales.

"No corresponde al Consejo Constitucional sustituir la apreciación del legislador sobre la toma en consideración, en este tema, de esa diferencia de situación", indicó.

De esta forma, el Consejo adoptó una postura similar a la que tuvo hace unos meses cuando de le preguntó por la constitucionalidad de la autorización de adopción a parejas homosexuales.

Como en aquella ocasión, el organismo no quiso condicionar los cambios legislativos y remitió a los parlamentarios esa labor.

Las asociaciones de homosexuales mostraron su decepción por la decisión que consideraron "carente del coraje que se le supone a una instancia que pretende ser una Corte Suprema".

Para el abogado Emmanuel Ludot, que representa a la pareja de lesbianas que llevó la cuestión hasta el Constitucional, la decisión del Consejo es "política".

"A un año de las Presidenciales no han querido intervenir y han enviado la patata caliente a los candidatos", dijo a Efe el letrado.

Pese a su decepción, el abogado aseguró que seguirá buscando resquicios legales para tratar de hacer avanzar la causa del matrimonio homosexual.

En concreto, Ludot tiene previsto ahora que el Constitucional se pronuncie sobre el derecho de que se inscriban en los registros franceses las bodas contraídas por ciudadanos galos en otros países, incluidas las de homosexuales que se hayan casado en países donde estas uniones son legales.

Así, el abogado anunció que sus clientas irán a casarse a Barcelona y, posteriormente, pedirán que su unión sea aceptada en Francia, aunque eso les lleve a retornar ante el Constitucional.

"Cuando uno no puede alcanzar la cima por la cara norte tiene que intentarlo por la cara sur", dijo el abogado.Más dura se mostró la letrada de la Asociación de Padres Gays y Lesbianas (APGL), Caroline Mecary, quien acusó al Constitucional de "falta de coraje".

"Han dejado escapar una ocasión histórica de acabar con una discriminación que sufren tres millones de homosexuales franceses que no pueden casarse", señaló la letrada.

Anónimo dijo...

Dr Losada, mil felicitaciones por su trabajo, es la primera vez que tuve la oportunidad de conocerlo por medio de yoinfluyo.com. Lo unico que lamento es la cantidad de comentarios, a veces sin sentido, a los que usted tiene que responder, sin embargo, entiendo que esto es parte del dialogo y con la ayuda de Dios, parte del aprendizaje positivo de quien hace la pregunta. Me he suscrito a su pagina y espero poder seguir de cerca sus opiniones que creo son de lo mas correctas, es mas facil dejarse llevar por la corriente que nadar en contra de ella pero es esta misma la que nos esta destruyendo como humanidad y la que destruye a nuestras familias e hijos. Una vez mas le agradezco su trabajo y esfuerzo. Un saludo afectuoso desde un corazon mexicano.

cristobal del solar dijo...

Me parece que tendrias que redefinir tu concepto de "lo que es natural". Esta tan mal de raiz que las ramas son delirio tras delirio.

Joaradid Rodríguez dijo...

La homosexualidad, y el modo de vida de quienes la practican es atribuida por mucho a la sociedad, personas como el autor de este blog. Que un ser humano camine es natural, si por cualquier razón no lo hace, es antinatural. Aún así no se les discrimina. Un ambiente de respeto y tolerancia en centros educativos, eso sí funciona para eliminar los prejuicios, no la homosexualidad, que de todos modos existirá siempre y se incrementará proporcionalmente con la pronta desaparición del cristianismo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...